¿Qué hay después de la peregrinación?

Alabado sea Al-lah, Dueño de los mundos; quien dice en el Noble Corán: {الْأَخِلَّاءُ يَوْمَئِذٍ بَعْضُهُمْ لِبَعْضٍ عَدُوٌّ إِلَّا الْمُتَّقِينَ} “Ese día los amigos serán enemigos unos de otros, excepto los que hayan tenido temor de Al-lah.

Doy testimonio que no hay más dios que Al-lah, y que nuestro Profeta Mohammed es su siervo y Mensajero ¡Que la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, con sus familiares y todos sus compañeros!

Entrando en materia…

El hombre es un ser social con su temperamento, vive en su sociedad, se influye por ella y se interactúa con la misma a través de sus peculiaridades personales que se distinguen de los demás. El trato social y la comparación tienen una influencia clara y activa en el pensamiento y el comportamiento del ser humano; es también motivo de determinar su destino y felicidad en esta vida y en la Otra.

Es cierto que necesitamos una personalidad recta caracterizada por los sentidos más sublimes de humanidad y patriotismo, para que saliera una generación que construye y no destruye, reforma y no devasta y antepone el interés de la patria a cualquier otro interés.

La purificada legislación ordenó construir la personalidad con la mejor manera para que sea una personalidad consciente, que comprende los peligros, se enfrenta bien a los cargos de la vida y se protege de las pruebas y sospechas. Al-lah, Alabado sea, dijo:  {وَاتَّقُوا فِتْنَةً لَّا تُصِيبَنَّ الَّذِينَ ظَلَمُوا مِنكُمْ خَاصَّةً }  “Tengan cuidado de una prueba que afligirá no solamente a los opresores”.

Asimismo,  la legislación nos aconsejó que el hombre tenga una personalidad confiada, no indecisa que comprenda lo correcto y beneficios, siga la verdad y no se entretenga junto a quienes se entretienen.  El Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo: “No seáis sin carácter, diciendo: si la gente actúa bien nosotros actuaremos bien y si la gente actúa injustamente también lo haremos, sino acostumbraos a actuar bien y alejarse de la injusticia”.

No cabe duda de que uno de los motivos que tienen gran influencia en la construcción de la personalidad es la compañía. Pues el ser humano se influye por su compañero y se caracteriza por sus peculiaridades a nivel de pensamiento, doctrina, comportamiento y actuación, como ha indicado la legislación, la razón, la prueba y la realidad.

La buena compañía es de suma importancia para la construcción de una personalidad recta y útil para su religión, nación y sociedad. Es la base sobra la cual el Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, educó a sus nobles compañeros, encabezados por Abu Bakr Al Seddiq, que Al-lah esté complacido con él, que representó un gran ejemplo de la buena compañía y el cumplimiento con la misma. Cuando los habitantes de La Meca dijeron a Abu Bakr, refiriéndose al Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él: “Tu compañero pretende hacer un viaje nocturno esta noche a Jerusalén y volver en la misma noche, entonces Abu Bakr dijo con confianza y creencia: Si lo había dicho pues es sincero, yo le creo en lo más extraño, en la revelación divina”.

Así eran los compañeros del Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, que son el mejor ejemplo de la buena compañía basada en la fraternidad, preferencia, pertenencia, unidad, trabajo positivo y beneficioso, amor y misericordia mutua. Relató Al-Nuaman Ibn Bashir que el Mensajero de Al-lah, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo: “El ejemplo de los creyentes en su amor mutuo, ternura y colaboración es como el cuerpo humano, que si se duele en él un órgano se resiente el resto del cuerpo por la fiebre y el insomnio”.

La compañía de los hombres devotos tiene una bendición y valor en la vida mundana y en la Otra. El Mensajero de Al-lah, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo:

“Al-lah tiene ángeles encargados de ir en busca de la gente que mencionan a Al-lah . Cuando encuentran una reunión en la que se menciona Al-lah se llaman los unos a los otros diciéndose ‘¡Aquí tienen lo que busquen!’. Después la rodean y cubren con sus alas hasta llenar lo que hay entre ella y el cielo de este mundo. Luego, su Señor, que es Quien mejor lo sabe, les pregunta: ‘¿Qué dicen mis siervos?’ Dicen: ‘Te alaban y Te ensalzan, Te agradecen y Te glorifican’. Él les dice: ‘¿Acaso Me han visto?’ Le dicen: ‘¡Por Ti que no Te han visto!’ Él les dice: ‘¿Y qué pasaría si me vieran?’ Dicen: ‘¡Si Te vieran, Te venerarían, Te glorificarían y Te alabarían aún más!’ Él les pregunta: ‘¿Y qué piden?’ Dicen: ‘¡Te piden Tu Jardín!’ Dice: ‘¿Y han visto Mi Jardín?’ Dicen: ‘¡No, oh Señor, no lo han visto!’ Dijo: ‘¿Y qué pasaría si vieran Mi Jardín?’ Dicen: ‘Si lo vieran, se aferrarían más a él y lo demandarían más y lo desearían con todas sus fuerzas’. Dijo: ‘¿Y de qué se refugiarían?’ Dicen: ‘¡Del Fuego!’ Dijo: ‘¿Y han visto el Fuego?’ Dicen: ‘¡No, oh Señor, no lo han visto!’ Dijo: ‘¿Y qué pasaría si lo vieran?’ Dicen: ‘¡Si lo vieran, no escatimarían en escapar de él, y lo temerían con todas sus fuerzas! Dijo: ‘¡Pues los pongo de testigos de que los he perdonado!’ Uno de los ángeles dice en este momento: ‘Entre ellos está fulano, que solo ha venido por interés’. Al-lah dirá: ‘¡La gente reunida (para mencionar a Al-lah) obtendrá su recompensa sin pena para ninguno de ellos!’”.

De los beneficios de la buena compañía que es un motivo de obtener el amor de Al-lah, Alabado sea, y entrar en el paraíso. Relató Abu Huraira que el Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo: “Un hombre fue a visitar a su hermano en otro pueblo. Entonces Al-lah envió un ángel para que lo esperase en el camino. Cuando llegó a él le preguntó (el ángel): ‘¿Adónde quieres ir?’ Contestó: ‘Quiero visitar a mi hermano en este pueblo’. Le dijo: ‘¿Acaso le has hecho algún favor (y quieres que te lo devuelva)?’ Dijo: ‘No, sino que yo lo amo por Al-lah, Exaltado y Majestuoso’. Le dijo: ‘Pues yo soy un mensajero de Al-lah para informarte que Al-lah te ama así como tú lo amas a él”.

También es motivo de ser resucito con la buena compañía en el Día Final. Anas narró que un hombre le preguntó al Profeta acerca de la Hora (es decir, el Día del Juicio) diciendo: “¿Cuándo será la hora?” El Profeta dijo: “¿Qué has preparado para ello?” El hombre dijo: “Nada, excepto amar a Dios y a Su Mensajero”. El Profeta dijo: “va a estar con los que amas”. Nunca habíamos estado tan contentos como estuvimos al oír estas palabra del profeta (es decir, “vas a estar con los que amas”)  Por lo tanto, amo al Profeta, a Abu Bakr y a ‘Umar, y espero estar con ellos debido a mi amor por ellos aunque mis acciones no son similares a las de ellos.

¡Qué bueno es el Imán Ashafeí! Cuando dijo: “Amo a los buenos hombres aunque no sea uno de ellos, y odio a los desobedientes aunque sea uno de ellos”.

De las frutas de la compañía de los buenos es hacer recordar a Al-lah, Alabado sea, y causa el bien en esta vida y en la Otra. Relató Ibn Abbas, que Al-lah esté complacido con él, que un hombre preguntó al  Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, diciendo: ¡Oh Mensajero de Al-lah! ¿Cuáles son los mejores compañeros? Dijo: “es quien al verlo recordáis a Al-lah, Alabado sea,  al hablar se aumenta vuestro conocimiento y que su actuación os hace recordar el Día Final”.

El verdadero amigo es el espejo de su hermano, que le incita a hacer el bien, le impide hacer el mal y ama para su amigo lo que ama para sí mismo. Dijo Al-lah, Alabado sea: {وَالْعَصْرِ * إِنَّ الْإِنْسَانَ لَفِي خُسْرٍ * إِلَّا الَّذِينَ آمَنُوا وَعَمِلُوا الصَّالِحَاتِ وَتَوَاصَوْا بِالْحَقِّ وَتَوَاصَوْا بِالصَّبْرِ} “Juro por el tiempo, que los seres humanos están en la perdición, excepto aquellos que crean, obren rectamente, y se aconsejen mutuamente con la verdad y con la paciencia [ante las adversidades]”.

Relató Anas Ibn Malik, que Al-lah esté complacido con él, que el Mensajero de Al-lah dijo: “Ayuda a tu hermano siendo opresor u oprimido». Pero un hombre dijo al respecto: ‘Mensajero de Allah, le ayudaré si está oprimido, pero si es el opresor, ¿cómo le voy a ayudar?’ Él le respondió: ‘Le impides que lo sea y así le estás ayudando”. Es lo que aplica el buen amigo que observa que su amigo se desvía del camino de verdad, y se aleja de él siguiendo al demonio y los deseos, entonces le aconseja y aclara la verdad, y le recomendó lo que debe hacer y advirtió de las consecuencias de alejarse del camino de Al-lah, Alabado sea. Dijo Al-lah, Alabado sea: {قَالَ لَهُ صَاحِبُهُ وَهُوَ يُحَاوِرُهُ أَكَفَرْتَ بِالَّذِي خَلَقَكَ مِن تُرَابٍ ثُمَّ مِن نُّطْفَةٍ ثُمَّ سَوَّاكَ رَجُلًا * لَّكِنَّا هُوَ اللَّهُ رَبِّي وَلَا أُشْرِكُ بِرَبِّي أَحَدًا * وَلَوْلَا إِذْ دَخَلْتَ جَنَّتَكَ قُلْتَ مَا شَاءَ اللَّهُ لَا قُوَّةَ إِلَّا بِاللَّهِ إِن تَرَنِ أَنَا أَقَلَّ مِنكَ مَالًا وَوَلَدًا * فَعَسَى رَبِّي أَن يُؤْتِيَنِ خَيْرًا مِّن جَنَّتِكَ وَيُرْسِلَ عَلَيْهَا حُسْبَانًا مِّنَ السَّمَاءِ فَتُصْبِحَ صَعِيدًا زَلَقًا * أَوْ يُصْبِحَ مَاؤُهَا غَوْرًا فَلَن تَسْتَطِيعَ لَهُ طَلَبًا * وَأُحِيطَ بِثَمَرِهِ فَأَصْبَحَ يُقَلِّبُ كَفَّيْهِ عَلَى مَا أَنفَقَ فِيهَا وَهِيَ خَاوِيَةٌ عَلَى عُرُوشِهَا وَيَقُولُ يَا لَيْتَنِي لَمْ أُشْرِكْ بِرَبِّي أَحَدًا}.  “El creyente con quien hablaba le preguntó [haciéndolo reflexionar]: “؟No crees en Quien ha creado a tu padre de polvo, luego a toda su descendencia de un óvulo fecundado, y te ha dado la forma de un ser humano con todas sus facultades? En cuanto a mí, creo que Al-lah es mi Señor y no Le asocio copartícipe alguno [en la adoración]. Deberías haber dicho cuando ingresaste a tus viñedos: ‘Esto es lo que Al-lah ha querido, todo el poder proviene de Al-lah. Ya ves que poseo menos riqueza e hijos que tú. Pero sabe que mi Señor me concederá algo mejor que tus viñedos [en la otra vida], y es posible que envíe del cielo una tempestad que los aniquile, o que el agua del río que hay entre ellos sea absorbida por la tierra y no puedas alcanzarla”. Y en efecto, sus frutos fueron destruidos. [él] se golpeaba las manos lamentándose por lo que había invertido en ellos, y ahora estaban allí devastados. Entonces dijo: “No debería haber igualado a otros junto a mi Señor”.

Y tal como la buena compañía tiene su buena y beneficiosa influencia en esta vida y en la Otra, también la mala compañía tiene una influencia de construir una personalidad negativa, destructiva o desviada, lo que causa gran daño y malas consecuencias en la vida mundana y en el Día Final. De tal modo, la mala compañía destruye los nobles valores, omite las buenas morales, corrompe a los chicos y jóvenes, interrumpe el proceso de trabajo, propaga los rumores, difunde la desviación y las agitaciones. El mal compañero intenta desviar a su amigo con las corruptas creencias y las ideas destructivas. El Noble Corán nos describió un claro espectáculo del mal compañero. Dijo Al-lah, Alabado sea: {فَأَقْبَلَ بَعْضُهُمْ عَلَى بَعْضٍ يَتَسَاءَلُونَ * قَالَ قَائِلٌ مِنْهُمْ إِنِّي كَانَ لِي قَرِينٌ * يَقُولُ أَإِنَّكَ لَمِنَ الْمُصَدِّقِينَ * أَإِذَا مِتْنَا وَكُنَّا تُرَابًا وَعِظَامًا أَإِنَّا لَمَدِينُونَ * قَالَ هَلْ أَنْتُمْ مُطَّلِعُونَ * فَاطَّلَعَ فَرَآهُ فِي سَوَاءِ الْجَحِيمِ * قَالَ تَاللَّهِ إِنْ كِدْتَ لَتُرْدِينِ * وَلَوْلَا نِعْمَةُ رَبِّي لَكُنْتُ مِنَ الْمُحْضَرِينَ * أَفَمَا نَحْنُ بِمَيِّتِينَ * إِلَّا مَوْتَتَنَا الْأُولَى وَمَا نَحْنُ بِمُعَذَّبِينَ * إِنَّ هَذَا لَهُوَ الْفَوْزُ الْعَظِيمُ * لِمِثْلِ هَذَا فَلْيَعْمَلِ الْعَامِلُونَ}  “Y se preguntarán [los creyentes en el Paraíso] unos a los otros. Uno de ellos dirá: “Yo tenía un compañero [incrédulo] que me decía: ؟Acaso tú eres de los que creen en la Resurrección? Acaso después que muramos y nos convirtamos en tierra y huesos vamos a ser condenados?” Dirá [el creyente a sus compañeros del Paraíso]: “¿Quieren observar [el Infierno a ver qué ha sido de él]?” Y cuando observe lo verá [a quien era su compañero] en medio del fuego del Infierno. Entonces le dirá: “،Por Al-lah! Poco faltó para que me arruinaras, y de no ser por la gracia de mi Señor, habría sido uno de los condenados. Ahora no hemos de morir después de haber pasado por la primera muerte, y no seremos castigados. Este es el éxito grandioso” ¡Vale la pena obrar para alcanzarlo!”. Y dijo también: {وَيَوْمَ يَعَضُّ الظَّالِمُ عَلَى يَدَيْهِ يَقُولُ يَا لَيْتَنِي اتَّخَذْتُ مَعَ الرَّسُولِ سَبِيلًا * يَا وَيْلَتَى لَيْتَنِي لَمْ أَتَّخِذْ فُلَانًا خَلِيلًا * لَّقَدْ أَضَلَّنِي عَنِ الذِّكْرِ بَعْدَ إِذْ جَاءَنِي وَكَانَ الشَّيْطَانُ لِلْإِنسَانِ خَذُولًا} “El injusto morderá sus propias manos [lamentándose] y dirá: “،Ojalá hubiera seguido el camino del Mensajero! ¡Ay de mí! ¡Ojalá no hubiera tomado a aquel por amigo!, pues me alejó del Mensaje, a pesar de que me había llegado”. El demonio lleva al ser humano a la decepción”.  El Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, describió al mal compañero y lo hizo semejante a quien sopla el aire con el fuelle de la fragura del herrero diciendo: “El ejemplo de la buena o mala compañía es el del vendedor de almizcle o el del que sopla el aire con el fuelle de la fragua del herrero. El portador de almizcle te lo da a probar, bien se lo compras o bien te llega un buen olor de él. En cambio, el que sopla con el fuelle te quema la ropa o te impregna del mal olor”.

Asimismo, la mala compañía es una herramienta de destrucción e injusticia para el mismo ser humano y para los demás. El más peligroso es quien intenta arrastrarte al camino de los grupos destructivos y desviados que llaman a devastar y destruir y difundir la corrupción en la tierra, y además, quien intenta arrastrarte al camino de las drogas y la drogodependencia con su dicho o comportamiento, pues este y aquel llevan al hombre al camino de perdición, al abismo y al enojo de Al-lah, Alabado sea, en esta vida y en la Última Vida.

                     Dicho esto, ¡espero que Al-lah nos perdone a todos!

                                              *      *       *

Alabado sea Al-lah, Señor del universo; la paz y las bendiciones de Al-lah sean con su Mensajero Mohamed, sus familiares, todos sus compañeros y aquellos que les siguen con bondad hasta el Día del Juicio Final.

¡Hermanos por la causa del Islam!

Todos debemos tener cuidado de la compañía de los corruptos y alejarse de ellos. Dijo Al-lah, Alabado sea:  {وَقَدْ نَزَّلَ عَلَيْكُمْ فِي الْكِتَابِ أَنْ إِذَا سَمِعْتُمْ آيَاتِ اللَّهِ يُكْفَرُ بِهَا وَيُسْتَهْزَأُ بِهَا فَلَا تَقْعُدُوا مَعَهُمْ حَتَّى يَخُوضُوا فِي حَدِيثٍ غَيْرِهِ إِنَّكُمْ إِذًا مِثْلُهُمْ إِنَّ اللَّهَ جَامِعُ الْمُنَافِقِينَ وَالْكَافِرِينَ فِي جَهَنَّمَ جَمِيعًا}  “Se les informa en el Libro revelado que cuando escuchen que se blasfema o que se burlan de la revelación de Al-lah, no se queden en esa reunión con quienes lo hagan, a menos que cambien de tema, porque de lo contrario serán iguales a ellos. Dios se encargará de congregar a los hipócritas y los que niegan la verdad en el Infierno”. Y dijo también:  {وَإِذَا رَأَيْتَ الَّذِينَ يَخُوضُونَ فِي آيَاتِنَا فَأَعْرِضْ عَنْهُمْ حَتَّى يَخُوضُوا فِي حَدِيثٍ غَيْرِهِ وَإِمَّا يُنْسِيَنَّكَ الشَّيْطَانُ فَلَا تَقْعُدْ بَعْدَ الذِّكْرَى مَعَ الْقَوْمِ الظَّالِمِينَ}  “Cuando veas a los que se burlan de Mis signos, aléjate de ellos hasta que cambien de conversación. Pero si el demonio te hace olvidar, cuando lo recuerdes no permanezcas reunido con los injustos”. Asimismo, el Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo: “Un hombre seguirá el camino de sus amigos cercanos, por lo tanto, pongan atención a los amigos que hacen”, y dijo también: “No acompañes sino a un creyente, y no coma tu alimento sino un piadoso”, y se relató que Abdul-lah Ibn Mas’oud, dijo: “Los hombre son depende de sus compañeros, pues el hombre no acompaña sino a quien le gusta”.

Confirmamos que la construcción de la personalidad a través de la buena compañía es una responsabilidad conjunta, que todos deben colaborarse para cumplir con ella, y comprender la grandeza de esta responsabilidad. El Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo:

“Cada uno de vosotros es un pastor, y cada uno de ustedes es responsable de su rebaño. El líder es un pastor sobre la gente y es responsable de su rebaño. El hombre es un pastor sobre su familia y es responsable de su rebaño. La mujer es un pastor sobre la casa de su esposo y su hijos y es responsable de ellos. El siervo es un pastor sobre el dinero de su maestro y es responsable de su rebaño”. Hay que preocuparse tempranamente por la educación y conservación de los chicos, a través de la familia, escuela, mezquita y las demás instituciones pedagógicas, intelectuales y comunicativas de la sociedad. De la misma manera hay que cooperarse y unir los esfuerzos para proteger a los chicos y jóvenes de las ideas extremistas y los grupos engañadores y destructivos, intentar consolidar la pertenencia a la patria. En este sentido, cuidar a nuestros hijos y jóvenes y compartir la elección de los compañeros con ellos es una gran responsabilidad. dijo Al-lah, Alabado sea:  {يَاأَيُّهَا الَّذِينَ آمَنُوا قُوا أَنْفُسَكُمْ وَأَهْلِيكُمْ نَارًا}  “¡Oh, creyentes! Protéjanse a sí mismos y a sus familias del Fuego [del Infierno]”. Y el Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, dijo: “Al-lah preguntará a cada pastor de lo que le haya confiado si lo conservó o lo hizo perder, e incluso preguntará al hombre por sus familiares”.

¡Oh nuestro Señor! Ofrécenos la buena compañía para conseguir sus frutas